Blog

Pezones adhesivos de silicona

¿Cómo estáis, amigas? Empezamos una nueva semana y desde Talía seguimos trabajando para todas vosotras y buscando todas las opciones del mercado y, así, proporcionaros un asesoramiento integral de vuestra imagen. Hoy os queremos presentar los pezones adhesivos de silicona como una estupenda opción para reequilibrar el aspecto de vuestra mama una vez reconstruida. Tienen un aspecto muy natural, son cómodos y se adhieren fuertemente, se presentan en 3 tamaños diferentes y en 4 tonos. ¡Será fácil encontrar el tuyo!

 

¿Puede ayudar la práctica del MINDFULNESS a los pacientes con cáncer? Parte II

Hola amig@s... Hace unos días, estuvimos hablando de qué es mindfulness y cómo nos ayuda a aumentar nuestro bienestar (físico y mental), a disminuir la afectividad negativa, a estar mas animados, etc.

El mindfulness, como cualquier técnica de relajación, es complicado de entender al principio. Tenemos que acostumbrar a nuestro cuerpo y a nuestra mente a centrar nuestra atención en el momento actual; tiene que ver principalmente con concentrarse en una imagen, un sonido o en la respiración propia, por ejemplo, estar concentrados en inspirar y expirar. Esto nos genera calma y nos permite descansar porque dejamos de dar vueltas a las cosas que nos preocupan para prestar atención a la respiración. Este NO PENSAR y prestar atención únicamente a la respiración también puede potenciar nuestra creatividad: al estar más serenos y centrados, las ideas fluyen y nos permite ver con claridad.

La práctica de la relajación, también disminuye el nivel de cortisol en sangre (hormona tóxica), lo que a su vez disminuye el estrés y mejoramos nuestras defensas naturales contra las enfermedades.

Podemos seguir enumerando más y más beneficios de la práctica del mindfulness pero mejor empezar a practicar haciendo unos fáciles ejercicios en casa:

1. Un par de minutos de ATENCION PLENA. Es un ejercicio que podemos practicar en cualquier momento del día. Consiste en centrar toda nuestra atención en la respiración. Con los ojos abiertos, respirad con el vientre en lugar de hacerlo con el pecho. Tomad aire por la nariz y echadlo por la boca. Concentraos en el sonido y el ritmo de la respiración.

2. OBSERVACION CONSCIENTE. Escoged un objeto, por ejemplo una taza. Poned toda vuestra atención en esa taza, observadla. Sed conscientes de lo que estáis observando, os da la sensación de estar despiert@s, se libera la mente de pensamientos y se centra en el momento presente.

3. ESCUCHA MUSICA. Escuchar música tiene muchos beneficios (musicoterapia). Se puede escuchar música relajante y sentir los efectos calmantes mientras hacemos una observación consciente, en lugar de con los ojos, con los oídos, prestando mucha atención en los sonidos y en la vibración de cada nota.

Si somos constantes y tenemos paciencia, estamos en el camino adecuado para practicar minfulness y poder vivir con bienestar, paz, tranquilidad y felicidad.

Mil besos bell@s.

¿Puede ayudar la práctica del MINDFULNESS a los pacientes con cáncer? (parte 1)

Hola amig@s... Es un tema tan amplio que es difícil de abordar en pocas líneas pero estoy plenamente convencida de que su práctica ayuda a aumentar nuestro bienestar, a disminuir la afectividad negativa; nos permite estar mas animados, ver las cosas desde otra perspectiva mas positiva. Y además, existen estudios médicos que demuestran que la meditación es uno de los recursos mas efectivos para paliar los efectos del cáncer.

Pero bueno, vamos por partes, qué es el MINDFULNESS?? Palabra muy utilizada y de moda sobretodo en los últimos años aunque tiene sus raíces en el budismo y en lo que buda enseñó hace más de 2500 años como camino hacia la iluminación… El mindfulness significa atención plena, prestar atención a propósito, en el momento presente y sin juzgar. Es el estado ideal para combatir las distracciones y concentrarse en los objetivos.

Apenas me acabo de sentar a escribir estas líneas cuando me han enviado 3 wsaps, mi hijo me ha preguntado algo del ordenador y ya de paso he aprovechado para mirar mi correo. Media hora sentada y apenas he escrito dos líneas. La desconcentración es contínua, el bombardeo de señales no para, sobretodo en la época digital en la que estamos viviendo.

Según las estadísticas, pasamos 11 minutos de media concentrados antes de que algo o alguien nos interrumpa y cada desconcentración nos lleva entre 10 y 20 minutos el que volvamos a emprender la actividad. No estamos acostumbrados a estar presentes en el presente: nuestro cuerpo está pero no nuestra mente. Nos hemos acostumbrado a la distracción, a la atención parcial porque queremos estar tan conectados con el resto del mundo que nos olvidamos de que lo primero es estar conectados con uno mismo. Todo esto nos produce estrés, ansiedad, sensación de agobio, de llegar tarde a todo, de no tener tiempo para nada.

Hoy en día, aplicamos el mindfulness en casi todos los campos. Por ejemplo en la educación y enseñanza. Existen centros educativos que ofrecen a sus alumnos talleres de atención plena. Muchas veces la diferencia entre el éxito y el fracaso en dos estudiantes no es tanto el talento natural sino la capacidad de concentración que tengan, lo que les permite retener conceptos, relacionarlos, entenderlos e incorporarlos a su estructura de pensamiento. Y es que por mas capacitado que esté uno, sin atención el suspenso es casi seguro. Solo podemos concentrarnos en una cosa a la vez y si intentamos estar en varias cosas al mismo tiempo, no conseguiremos un resultado tan satisfactorio como aquellos con igual o menor capacidad que nosotros, si son capaces de poner todo el foco de su atención en la actividad concreta que están desarrollando.

Un estado de ATENCION CONSCIENTE no solo ayuda a reducir el estrés o la ansiedad sino que también nos ayuda a ser mas creativos, a poder juzgar situaciones con mayor claridad, a aumentar la resistencia emocional y a disfrutar mas de lo que se está haciendo. En otras palabras, un estado de atención consciente, pasito a pasito, nos conduce hacia la FELICIDAD. Os acordais en nuestro anterior post que os preguntábamos si se puede tener suficiente felicidad y os dábamos unas indicaciones para poner en práctica y así conseguir ser más felices día a día?

Aprende a meditar, este sencillo hábito combate el estrés. Podemos empezar por tres minutos al día. Siéntate en un lugar cómodo. Respira, siente, deja que el pasado desaparezca, que las preocupaciones se vayan… simplemente pon atención a tu respiración, a cómo el aire entra y sale por la nariz. Siente tu cuerpo y tu mente.

Pues bien, la atención también se entrena, si se usa se fortalece, si no, se atrofia.

¿¿Qué os parece que en el siguiente artículo sigamos hablando de MINDFULNESS y de cómo fortalecer nuestra ATENCION y empecemos a practicar??

Log in

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. VER POLÍTICA DE COOKIES